los paramilitares en colombia

robertoga6

Juvenil
Autodefensas Unidas de Colombia
Las Autodefensas Unidas de Colombia (AUC) fue una organizacion paramilitar confederada, creada en abril de 1997 en Colombia, para reunir en una entidad relativamente centralizada a muchos de los múltiples grupos paramilitares regionales pre existentes. Las AUC fueron clasificadas como una organizacion terrorista por la Union Europea y por los Estados Unidos. En Colombia se les llama paramilitares a los grupos armados ilegales de extrema derecha que se autodenominan como autodefensas y que est n estrechamente ligados al narcotr fico por lo que tambi‚n son conocidos como 'narcoparamilitares'.Los grupos narcoparamilitares surgidos despu‚s de la desmovilizacion de las AUC se conocen como águilas Negras.

Las AUC se declaraba como un grupo contrainsurgente que combat¡a a las guerrillas de las FARC, ELN y EPL y eran patrocinados por grupos de ganaderos, terratenientes y narcotraficantes de las regiones en las que operaban.M s del 70% de sus ingresos proven¡an del narcotr fico, igualmente se financiaban con el secuestro y la extorsion adem s de recibir dinero de multinacionales que operaban en las zonas bajo su control. Tambi‚n recibieron colaboracion de varios miembros de las Fuerzas Armadas adem s de tener estrechos v¡nculos con múltiples pol¡ticos colombianos con el objetivo de ganar poder militar y pol¡tico en el pa¡s.

Las AUC fueron responsables de una gran número de masacres y torturas utilizando m‚todos de terror contra la poblacion civil y usando armas no convencionales como la motosierra para descuartizar a sus v¡ctimas. Dichos actos causaron el desplazamiento forzado de miles de personas, as¡ como la desaparicion de cerca de 15.000 individuos, muchos de ellos asesinados y enterrados en fosas comunes o arrojados sus cad veres a los r¡os. De la misma forma son responsables de la muerte de miles de ind¡genas, sindicalistas y militantes de grupos pol¡ticos de izquierda. Entre 1982 y 2005 los paramilitares perpetraron m s de 3.500 masacres, y robaron m s de seis millones de hect reas de tierra.

Su l¡der y fundador fue Carlos Castaño, asesinado por hombres de la misma organizacion por orden de su hermano Vicente Castaño, el cad ver de Carlos Castaño fue encontrado e identificado en agosto de 2006, despu‚s de m s de dos años de especulaciones sobre su muerte. Otros de sus principales miembros fueron Salvatore Mancuso o alias Santander Lozada, Iv n Roberto Duque Gaviria o alias Ernesto B ez y Rodrigo Tovar Pupo o alias Jorge 40.

En 2003 firmaron un acuerdo de desmovilizacion con el gobierno como resultado del cual se dejaron las armas unos 30.000 miembros de las llamadas autodefensas y sus comandantes cesaron sus operaciones. Posteriormente se conocieron documentos y grabaciones telefonicas que hac¡an creer que algunos de sus miembros segu¡an delinquiendo desde la c rcel. Adicionalmente, algunos l¡deres de las AUC y varios grupos paramilitares locales no se acogieron al acuerdo de la desmovilizacion, volvieron a tomar las armas o crearon grupos criminales posteriormente.

Algunos de sus m ximos jefes que estaban sometidos al proceso de desmovilizacion, fueron extraditados a los Estados Unidos en la madrugada del 13 de mayo del 2008 para responder por el delito de narcotr fico ya que, según el gobierno, segu¡an delinquiendo desde la c rcel.
actividades desde su fundacion:
Operacional 1997 - 2006
Liderado por

* Carlos Castaño
* Vicente Castaño alias "El Profe"
* Salvatore Mancuso alias "Santander Lozada"
* Diego Murillo alias "Don Berna"
* Iv n Duque alias "Ernesto B ez"
* Rodrigo Tovar Pupo alias "Jorge 40"
* Hern n Giraldo alias "El Patron"
* Ramon Isaza alias "El Viejo"
* Edward Cobos alias "Diego Vecino"
* Rodrigo Mercado alias "Cadena"
* Freddy Rendon alias "El Alem n"
* Luis Eduardo Cifuentes alias "El águila"
* Ever Veloza alias "HH"
* Carlos Mario Jim‚nez alias "Macaco"
* Miguel Mej¡a Múnera alias "El Mellizo"
* V¡ctor Mej¡a Múnera alias "El Mellizo"
* Miguel Arroyave alias "Arcangel"
* Rodrigo P‚rez Alzate alias Juli n Bol¡var
* Francisco Zuluaga alias "Gordolindo"
* H‚ctor Buitrago alias "Mart¡n Llanos"

Regiones activas Antioquia, Cordoba, Cundinamarca, Magdalena, Nariño, Santander, Sucre, Tolima, Valle del Cauca, entre otros.
Acciones mayores Masacres, asesinatos selectivos, robo de tierras, narcotr fico, secuestros, desaparicion y desplazamiento forzado, uso de armas no convencionales como motosierras, reclutamiento de menores, infiltracion del Estado.
Ataques notables Masacre de Mapirip n
Masacre de El Aro
Masacre de San Jos‚ de Apartado
Masacre de El Salado
Masacre de Chengue
Masacre de Macayepo
Estatus Desmovilizado. Grupos emergentes han surgido casi siempre con el nombre de águilas Negras.

En Colombia vivieron en continuos enfrentamientos con las guerrillas. Existen muchas acusaciones y evidencias en Colombia y en el exterior sobre la colaboracion de algunos miembros de las fuerzas policiales, militares y pol¡ticas con las AUC y otros grupos paramilitares.

Buena parte de las AUC participaban en el tr fico de drogas, de armas y en el contrabando. Sus miembros tambi‚n han participado en el secuestro y la extorsion a comerciantes y empresarios pequeños, adem s de conseguir a lo largo de sus años de actividad la propiedad legal o ilegal de una cantidad desconocida de suelo agr¡cola y ganadero que ha sido estimada entre 2 y 4 millones de hect reas. Los diferentes grupos paramilitares mantienen a un número sin precisar de municipios bajo su control o influencia.
Paramilitares de las ACCU hicieron parte de las AUC.

Se les atribuye a miembros de las AUC la responsabilidad de asesinatos selectivos y varias masacres de grupos de oposicion,de campesinos y de otros sectores que han ocurrido en Colombia durante al menos los últimos 20 años. Han dirigido dichas acciones contra civiles que ellos consideran ser miembros y apoyos de las diferentes guerrillas o opuestos a sus intereses economicos y pol¡ticos.

En algunos de los casos no ha sido posible establecer la veracidad (o falsedad) espec¡fica de dichas consideraciones de parte de las AUC, lo que indicar¡a que necesariamente tanto personas inocentes como culpables de dicha acusacion habr¡an ca¡do asesinadas por ese grupo de manera individual y colectiva.[cita requerida] Sus homicidios fuera de combate han sido considerados como cr¡menes de guerra tanto en Colombia como ante entidades jur¡dicas internacionales, adem s de haber sido consignados en informes de ACNUR, Human Rights Watch y otras ONGs.
Masacres y fosas comunes

Este grupo paramilitar ha sido responsable de diferentes masacres en varias zonas rurales del pa¡s. Las autoridades han hallado fosas comunes donde se encontrar¡an miles de personas asesinadas por este grupo, incluidos varios niños. La ubicacion de muchas de estas fosas aun no se conoce públicamente. Varios jefes paramilitares sometidos al proceso de desmovilizacion han revelado la ubicacion de algunas de ellas. Según informes de prensa, a finales de los años 1990 este grupo incremento el numero de masacres llegando al punto de cometer 1 masacre cada 2 d¡as entre los años 1999 y 2000, tiempo en el que perpetraron m s de 200 masacres por año.

Descuartizamiento
Algunos miembros de las AUC recurrieron a armas no convencionales como el uso de motosierras para descuartizar a sus v¡ctimas.


Informes de prensa han revelado que algunos de los miembros de las AUC entrenaban a sus hombres en el descuartizamiento y desollamiento de personas vivas con el uso de motosierras y machetes, as¡ como en t cticas de tortura para causar terror u obtener informacion.Varios desmovilizados de las AUC han relatado a las autoridades la manera como a los campos de entrenamiento algunos jefes paramilitares llevaban a varios campesinos amarrados en camiones para utilizarlos en cursos de instruccion que enseñaban a descuartizar personas vivas. Existe informacion según la cual algunos miembros de este grupo habr¡an seguido delinquiendo a pesar de haberse desmovilizado y continúan con estas pr cticas criminales. Según las investigaciones, el descuartizamiento de personas vivas ten¡a un triple objetivo, desparecer a las v¡ctimas, usarlo como ritual de iniciacion para insensibilizar a los combatientes jovenes y facilitar el cavado de una fosa poco profunda puesto que el cuerpo descuartizado era m s f cil de enterrar que el cuerpo entero.

Otros m‚todos inusuales revelados por confesiones de antiguos miembros desmovilizados fue el de uso de serpientes venenosas para matar a sus v¡ctimas. La orden la habr¡a dado alias Jorge 40 a sus hombres del Bloque Norte para el momento en que tuvieran que asesinar a m s de tres personas. El objetivo de este m‚todo era evitar que se considerara como masacre y se la atribuyeran al grupo puesto que el Derecho Internacional Humanitario califica como masacre actos de asesinato que incluyan a m s de tres personas.

Proceso de desmovilizacion de paramilitares en Colombia

Las AUC, despu‚s de anunciar un cese de hostilidades -que resulto parcial e incompleto- ante organismos nacionales e internacionales, se desmovilizo tras los di logos de paz con el gobierno del presidente colombiano álvaro Uribe V‚lez, un proceso bajo la verificacion de la OEA. Sus jefes fueron recluidos principalmente en la c rcel de m xima seguridad de Itag¡ y han rendido indagatoria ante los fiscales designados para el proceso, Algunos de quienes hab¡an sido los m ximos jefes fueron extraditados a Estados Unidos. Algunos informes de prensa han revelado que algunos miembros seguir¡an delinquiendo desde la c rcel y muchos de sus frentes permanecen aun vigentes cometiendo asesinatos y delitos de lesa humanidad utilizando otros nombre tales como: águilas Negras,  guilas Doradas, Rondas Campesinas y organizacion nueva generacion.

Salvatore Mancuso, fue extraditado el 13 de mayo de 2008.


Si bien el proceso ha logrado desmovilizar a numerosos miembros de las AUC y ha reducido la violencia en algunas zonas del pa¡s, persisten muchas dudas al respecto de si realmente todos los desmovilizados se mantendr n al margen de la lucha armada ilegal. Hay cuestionamientos acerca de qu‚ tanta colaboracion aportar n las AUC frente a las reclamaciones de justicia, verdad y reparacion de parte de las v¡ctimas de su accionar. Han ocurrido diferentes asesinatos de v¡ctimas que reclamaban reparacion por parte de los paramilitares o en su defecto del estado, tal es el caso de la l¡der comunitaria Yolanda Izquierdo. Dicha situacion continúa siendo pol‚mica en Colombia.

El proceso de desmovilizacion tiene varias fallas, que han permitido que algunos de los grupos paramilitares no se hubieran desmovilizado realmente y en cambio est‚n intentando consolidar su control social y economico en sus zonas de influencia, o que en su defecto varios de sus integrantes regresen individualmente hacia una vida criminal.

Parapol¡tica

Fragmento del documento donde aparece la firma de los m ximos jefes de las AUC junto a la de varios pol¡ticos en el llamado Pacto de Ralito.

Posterior al proceso de desmovilizacion, se desato un esc ndalo en el pa¡s al revelarse documentos e investigaciones que vinculaban a varios miembros de la clase pol¡tica en Colombia con este grupo armado. Según las investigaciones judiciales y de prensa varios dirigentes pol¡ticos y funcionarios del gobierno se habr¡an beneficiado de estas alianzas por medio de la intimidacion y la accion armada de los grupos paramilitares contra la poblacion civil, algunos habr¡an presuntamente alcanzado cargos en alcald¡as, consejos, asambleas municipales y gobernaciones as¡ como en el Congreso de la República y otros organos estatales. A su vez algunos de los pol¡ticos desde sus cargos habr¡an desviado dineros para la financiacion y conformacion de grupos armados ilegales y habr¡an filtrado informacion para facilitar y beneficiar las acciones de estos grupos dentro de las que se incluyen masacres, asesinatos selectivos, desplazamiento forzado entre otras acciones criminales con el objetivo de extender su poder en el territorio nacional.

El esc ndalo fue llamado por los medios de comunicacion como el esc ndalo de la "parapol¡tica", que tiene hoy a varios pol¡ticos en la c rcel. Uno de los documentos m s controvertidos fue el llamado Pacto de Ralito, donde varios pol¡ticos firmaron un documento con los m ximos l¡deres de este grupo que ten¡a como objetivo refundar la patria.

Controversia

La influencia e infiltracion pol¡tica de los grupos paramilitares a nivel regional y en algunos organismos estatales como el DAS as¡ como en las fuerzas armadas han sido motivo de controversia. El gobierno de álvaro Uribe V‚lez se ha visto envuelto en la pol‚mica debido a que varios de las personas implicadas en esta infiltracion paramilitar han sido aliados pol¡ticos o funcionarios de su gobierno. Según lo narrado por Carlos Castaño en su libro "Mi confesion" y por otros testimonios, el maridaje entre grupos paramilitares y fuerzas del Estado y pol¡ticos viene de tiempo atr s.

Hacia finales del año 2006 y durante el 2007, despu‚s de la desmovilizacion, han surgido acusaciones y se han recaudado pruebas de la participacion o colaboracion directa o indirecta de congresistas y de algunos funcionarios estatales en actividades de las Autodefensas, lo que en varios casos ha dado lugar a procesos judiciales en su contra. Igualmente han causado controversia algunas de las declaraciones de los l¡deres paramilitares ante los fiscales del proceso en los que han involucrado a varios pol¡ticos cercanos al presidente álvaro Uribe V‚lez, incluidos su primo el congresista Mario Uribe Escobar y el vicepresidente de la nacion Francisco Santos Calderon. Algunos analistas consideran poco confiables las declaraciones de los ex l¡deres paramilitares y que su veracidad debe estar sujeta a su posterior verificacion dentro del proceso judicial.

Algunos cr¡ticos y sectores pol¡ticos de oposicion han cuestionado el proceso de desmovilizacion, debido a la persistencia de grupos paramilitares que se han reunido en diferentes bandas criminales como las llamadas "águilas Negras". Se presume que dicho grupo es liderado por Vicente Castaño, hermano del desaparecido Carlos y que opera, entre otros lugares, en la frontera Colombo-Venezolana, participando en el tr fico de drogas, de armamento, en secuestros y otras actividades delictivas.

Los 6 notables

Antes de morir, Carlos Castaño aseguro en su libro autobiogr fico que exist¡a el grupo de "Los seis", a los que se refirio como "hombres al nivel de la m s alta sociedad colombiana. ­La crema y nata! del pa¡s" que asesoraban secretamente a Castaño en la conduccion del grupo paramilitar. En julio de 2007, Diego Fernando Murillo alias Don Berna, en declaraciones ante la justicia antes de ser extraditado a Estados Unidos, dijo que uno de los 6 notables era Monseñor Isa¡as Duarte Cancino reconocido obispo de Apartado que fue asesinado en 2002, la iglesia y algunos sectores de opinion rechazaron dichas afirmaciones. En junio de 2008 el paramilitar conocido con el alias de "El Iguano" dijo que otro de los notables era Jos‚ Miguel Narv ez, ex subdirector del Departamento Administrativo de Seguridad (DAS), según el ex paramilitar, Narv ez fue una de las personas que m s influyo en el asesinato del humorista Jaime Garzon y en el secuestro de la senadora Piedad Cordoba.

Manifestaciones

El 6 de marzo de 2008 se realizo en varias ciudades de Colombia y el mundo una marcha en contra de los Cr¡menes de Estado y del paramilitarismo.

Seis personas que participaron en la organizacion y promocion local de dicha marcha fueron asesinadas, otras desaparecidas y otras varias amenazadas de muerte a trav‚s de correos electronicos y comunicados, por parte de grupos paramilitares surgidos tras la desmovilizacion de las AUC y que son conocidos como las águilas Negras.

Las águilas Negras es un t‚rmino utilizado para nombrar a una serie de organizaciones criminales colombianas creadas como una nueva forma de paramilitarismo, algunas de las cuales formaron parte de la desmovilizacion de las Autodefensas Unidas de Colombia (AUC). Las águilas Negras han sido consideradas como la tercera generacion de los grupos paramilitares.

Las águilas Negras est n asociadas con los carteles de la droga y envueltas en actividades il¡citas como el tr fico de drogas, la extorsion, el robo y los secuestros. Estos grupos tambi‚n atacan a miembros de la guerrilla y personas sospechosas de simpatizar con ellos. Una de las personas acusadas de liderar a las águilas Negras es uno de los que fueran l¡deres y fundadores de las AUC, el paramilitar Vicente Castaño, tambi‚n conocido con el alias de El Profe, quien se convirtio en fugitivo despu‚s de la desmovilizacion de los grupos paramilitares cuando fue acusado del asesinato de su propio hermano, el l¡der paramilitar Carlos Castaño. Según algunas versiones, Vicente supuestamente fue asesinado en Antioquia por ordenes de algunos de los desmovilizados jefes paramilitares de las AUC recluidos en la c rcel de m xima seguridad de Itag¡.

Las águilas Negras aparecieron primero en las ciudades de Cúcuta y Ocaña en el departamento de Norte de Santander, fronterizo con Venezuela. Alrededor de los meses de abril y mayo del 2006, junto a otros grupos que inicialmente se identificaban as¡ mismos como "águilas" de diferentes colores, incluidas las "águilas Rojas", "águilas Doradas" y "águilas Azules". Otros grupos criminales usando el nombre de las águilas Negras expandieron sus operaciones en otros departamentos de Colombia, principalmente en Santander, Cesar, Caquet  y Antioquia. El 18 de octubre de 2006 el Presidente álvaro Uribe V‚lez solicito la captura de los miembros de los grupos formados por desmovilizados de las Autodefensas Unidas de Colombia. El gobierno incluso ordeno la creacion de un nuevo Bloque de Búsqueda en contra de las águilas Negras y califico a esta nueva organizacion como una pandilla de antiguos paramilitares.

De acuerdo con la revista Semana, las nuevas organizaciones criminales cuentan con alrededor de 4.000 miembros distribuidos en 22 grupos identificados en 200 municipios y 22 de los 32 departmentos. El número podr¡a aumentar a 34, debido a su capacidad de ocultamiento..

* guilas Negras de Catatumbo: operando en Cúcuta, Chin cota, El Tarra, Tibú, El Zulia y Puerto Santander en Norte de Santander, con influencia sobre las ciudades de Ocaña y Aguachica esta ultima ubicada en el Departamento de Cesar. (Entre 15 y 360 miembros)
* Banda Santander: Con influencia en Riohacha y Maicao, Departamento de La Guajira (Aprox. 30 miembros).
* Los Rastrojos: Opera en el Departamento de Cauca. (Aprox. 300 miembros)
* Nueva Generacion: Tiene influencia en el Departamento de Nariño. (Aprox. 300 miembros)
* Bloque Metropolitano: Opera en Bogot  se conoce de su presencia en Ciudad Bol¡var y en el sector de los Altos de Cazuc  al sur de la ciudad, ha amenazado de muerte a varios grupos sindicales y defensores de los derechos humanos.



 
cita:Originalmente enviado por robertoga6

Autodefensas Unidas de Colombia
Las Autodefensas Unidas de Colombia (AUC) fue una organizacion paramilitar confederada, creada en abril de 1997 en Colombia, para reunir en una entidad relativamente centralizada a muchos de los múltiples grupos paramilitares regionales pre existentes. Las AUC fueron clasificadas como una organizacion terrorista por la Union Europea y por los Estados Unidos. En Colombia se les llama paramilitares a los grupos armados ilegales de extrema derecha que se autodenominan como autodefensas y que est n estrechamente ligados al narcotr fico por lo que tambi‚n son conocidos como 'narcoparamilitares'.Los grupos narcoparamilitares surgidos despu‚s de la desmovilizacion de las AUC se conocen como águilas Negras.

Las AUC se declaraba como un grupo contrainsurgente que combat¡a a las guerrillas de las FARC, ELN y EPL y eran patrocinados por grupos de ganaderos, terratenientes y narcotraficantes de las regiones en las que operaban.M s del 70% de sus ingresos proven¡an del narcotr fico, igualmente se financiaban con el secuestro y la extorsion adem s de recibir dinero de multinacionales que operaban en las zonas bajo su control. Tambi‚n recibieron colaboracion de varios miembros de las Fuerzas Armadas adem s de tener estrechos v¡nculos con múltiples pol¡ticos colombianos con el objetivo de ganar poder militar y pol¡tico en el pa¡s.

Las AUC fueron responsables de una gran número de masacres y torturas utilizando m‚todos de terror contra la poblacion civil y usando armas no convencionales como la motosierra para descuartizar a sus v¡ctimas. Dichos actos causaron el desplazamiento forzado de miles de personas, as¡ como la desaparicion de cerca de 15.000 individuos, muchos de ellos asesinados y enterrados en fosas comunes o arrojados sus cad veres a los r¡os. De la misma forma son responsables de la muerte de miles de ind¡genas, sindicalistas y militantes de grupos pol¡ticos de izquierda. Entre 1982 y 2005 los paramilitares perpetraron m s de 3.500 masacres, y robaron m s de seis millones de hect reas de tierra.

Su l¡der y fundador fue Carlos Castaño, asesinado por hombres de la misma organizacion por orden de su hermano Vicente Castaño, el cad ver de Carlos Castaño fue encontrado e identificado en agosto de 2006, despu‚s de m s de dos años de especulaciones sobre su muerte. Otros de sus principales miembros fueron Salvatore Mancuso o alias Santander Lozada, Iv n Roberto Duque Gaviria o alias Ernesto B ez y Rodrigo Tovar Pupo o alias Jorge 40.

En 2003 firmaron un acuerdo de desmovilizacion con el gobierno como resultado del cual se dejaron las armas unos 30.000 miembros de las llamadas autodefensas y sus comandantes cesaron sus operaciones. Posteriormente se conocieron documentos y grabaciones telefonicas que hac¡an creer que algunos de sus miembros segu¡an delinquiendo desde la c rcel. Adicionalmente, algunos l¡deres de las AUC y varios grupos paramilitares locales no se acogieron al acuerdo de la desmovilizacion, volvieron a tomar las armas o crearon grupos criminales posteriormente.

Algunos de sus m ximos jefes que estaban sometidos al proceso de desmovilizacion, fueron extraditados a los Estados Unidos en la madrugada del 13 de mayo del 2008 para responder por el delito de narcotr fico ya que, según el gobierno, segu¡an delinquiendo desde la c rcel.
actividades desde su fundacion:
Operacional 1997 - 2006
Liderado por

* Carlos Castaño
* Vicente Castaño alias "El Profe"
* Salvatore Mancuso alias "Santander Lozada"
* Diego Murillo alias "Don Berna"
* Iv n Duque alias "Ernesto B ez"
* Rodrigo Tovar Pupo alias "Jorge 40"
* Hern n Giraldo alias "El Patron"
* Ramon Isaza alias "El Viejo"
* Edward Cobos alias "Diego Vecino"
* Rodrigo Mercado alias "Cadena"
* Freddy Rendon alias "El Alem n"
* Luis Eduardo Cifuentes alias "El águila"
* Ever Veloza alias "HH"
* Carlos Mario Jim‚nez alias "Macaco"
* Miguel Mej¡a Múnera alias "El Mellizo"
* V¡ctor Mej¡a Múnera alias "El Mellizo"
* Miguel Arroyave alias "Arcangel"
* Rodrigo P‚rez Alzate alias Juli n Bol¡var
* Francisco Zuluaga alias "Gordolindo"
* H‚ctor Buitrago alias "Mart¡n Llanos"

Regiones activas Antioquia, Cordoba, Cundinamarca, Magdalena, Nariño, Santander, Sucre, Tolima, Valle del Cauca, entre otros.
Acciones mayores Masacres, asesinatos selectivos, robo de tierras, narcotr fico, secuestros, desaparicion y desplazamiento forzado, uso de armas no convencionales como motosierras, reclutamiento de menores, infiltracion del Estado.
Ataques notables Masacre de Mapirip n
Masacre de El Aro
Masacre de San Jos‚ de Apartado
Masacre de El Salado
Masacre de Chengue
Masacre de Macayepo
Estatus Desmovilizado. Grupos emergentes han surgido casi siempre con el nombre de águilas Negras.

En Colombia vivieron en continuos enfrentamientos con las guerrillas. Existen muchas acusaciones y evidencias en Colombia y en el exterior sobre la colaboracion de algunos miembros de las fuerzas policiales, militares y pol¡ticas con las AUC y otros grupos paramilitares.

Buena parte de las AUC participaban en el tr fico de drogas, de armas y en el contrabando. Sus miembros tambi‚n han participado en el secuestro y la extorsion a comerciantes y empresarios pequeños, adem s de conseguir a lo largo de sus años de actividad la propiedad legal o ilegal de una cantidad desconocida de suelo agr¡cola y ganadero que ha sido estimada entre 2 y 4 millones de hect reas. Los diferentes grupos paramilitares mantienen a un número sin precisar de municipios bajo su control o influencia.
Paramilitares de las ACCU hicieron parte de las AUC.

Se les atribuye a miembros de las AUC la responsabilidad de asesinatos selectivos y varias masacres de grupos de oposicion,de campesinos y de otros sectores que han ocurrido en Colombia durante al menos los últimos 20 años. Han dirigido dichas acciones contra civiles que ellos consideran ser miembros y apoyos de las diferentes guerrillas o opuestos a sus intereses economicos y pol¡ticos.

En algunos de los casos no ha sido posible establecer la veracidad (o falsedad) espec¡fica de dichas consideraciones de parte de las AUC, lo que indicar¡a que necesariamente tanto personas inocentes como culpables de dicha acusacion habr¡an ca¡do asesinadas por ese grupo de manera individual y colectiva.[cita requerida] Sus homicidios fuera de combate han sido considerados como cr¡menes de guerra tanto en Colombia como ante entidades jur¡dicas internacionales, adem s de haber sido consignados en informes de ACNUR, Human Rights Watch y otras ONGs.
Masacres y fosas comunes

Este grupo paramilitar ha sido responsable de diferentes masacres en varias zonas rurales del pa¡s. Las autoridades han hallado fosas comunes donde se encontrar¡an miles de personas asesinadas por este grupo, incluidos varios niños. La ubicacion de muchas de estas fosas aun no se conoce públicamente. Varios jefes paramilitares sometidos al proceso de desmovilizacion han revelado la ubicacion de algunas de ellas. Según informes de prensa, a finales de los años 1990 este grupo incremento el numero de masacres llegando al punto de cometer 1 masacre cada 2 d¡as entre los años 1999 y 2000, tiempo en el que perpetraron m s de 200 masacres por año.

Descuartizamiento
Algunos miembros de las AUC recurrieron a armas no convencionales como el uso de motosierras para descuartizar a sus v¡ctimas.


Informes de prensa han revelado que algunos de los miembros de las AUC entrenaban a sus hombres en el descuartizamiento y desollamiento de personas vivas con el uso de motosierras y machetes, as¡ como en t cticas de tortura para causar terror u obtener informacion.Varios desmovilizados de las AUC han relatado a las autoridades la manera como a los campos de entrenamiento algunos jefes paramilitares llevaban a varios campesinos amarrados en camiones para utilizarlos en cursos de instruccion que enseñaban a descuartizar personas vivas. Existe informacion según la cual algunos miembros de este grupo habr¡an seguido delinquiendo a pesar de haberse desmovilizado y continúan con estas pr cticas criminales. Según las investigaciones, el descuartizamiento de personas vivas ten¡a un triple objetivo, desparecer a las v¡ctimas, usarlo como ritual de iniciacion para insensibilizar a los combatientes jovenes y facilitar el cavado de una fosa poco profunda puesto que el cuerpo descuartizado era m s f cil de enterrar que el cuerpo entero.

Otros m‚todos inusuales revelados por confesiones de antiguos miembros desmovilizados fue el de uso de serpientes venenosas para matar a sus v¡ctimas. La orden la habr¡a dado alias Jorge 40 a sus hombres del Bloque Norte para el momento en que tuvieran que asesinar a m s de tres personas. El objetivo de este m‚todo era evitar que se considerara como masacre y se la atribuyeran al grupo puesto que el Derecho Internacional Humanitario califica como masacre actos de asesinato que incluyan a m s de tres personas.

Proceso de desmovilizacion de paramilitares en Colombia

Las AUC, despu‚s de anunciar un cese de hostilidades -que resulto parcial e incompleto- ante organismos nacionales e internacionales, se desmovilizo tras los di logos de paz con el gobierno del presidente colombiano álvaro Uribe V‚lez, un proceso bajo la verificacion de la OEA. Sus jefes fueron recluidos principalmente en la c rcel de m xima seguridad de Itag¡ y han rendido indagatoria ante los fiscales designados para el proceso, Algunos de quienes hab¡an sido los m ximos jefes fueron extraditados a Estados Unidos. Algunos informes de prensa han revelado que algunos miembros seguir¡an delinquiendo desde la c rcel y muchos de sus frentes permanecen aun vigentes cometiendo asesinatos y delitos de lesa humanidad utilizando otros nombre tales como: águilas Negras,  guilas Doradas, Rondas Campesinas y organizacion nueva generacion.

Salvatore Mancuso, fue extraditado el 13 de mayo de 2008.


Si bien el proceso ha logrado desmovilizar a numerosos miembros de las AUC y ha reducido la violencia en algunas zonas del pa¡s, persisten muchas dudas al respecto de si realmente todos los desmovilizados se mantendr n al margen de la lucha armada ilegal. Hay cuestionamientos acerca de qu‚ tanta colaboracion aportar n las AUC frente a las reclamaciones de justicia, verdad y reparacion de parte de las v¡ctimas de su accionar. Han ocurrido diferentes asesinatos de v¡ctimas que reclamaban reparacion por parte de los paramilitares o en su defecto del estado, tal es el caso de la l¡der comunitaria Yolanda Izquierdo. Dicha situacion continúa siendo pol‚mica en Colombia.

El proceso de desmovilizacion tiene varias fallas, que han permitido que algunos de los grupos paramilitares no se hubieran desmovilizado realmente y en cambio est‚n intentando consolidar su control social y economico en sus zonas de influencia, o que en su defecto varios de sus integrantes regresen individualmente hacia una vida criminal.

Parapol¡tica

Fragmento del documento donde aparece la firma de los m ximos jefes de las AUC junto a la de varios pol¡ticos en el llamado Pacto de Ralito.

Posterior al proceso de desmovilizacion, se desato un esc ndalo en el pa¡s al revelarse documentos e investigaciones que vinculaban a varios miembros de la clase pol¡tica en Colombia con este grupo armado. Según las investigaciones judiciales y de prensa varios dirigentes pol¡ticos y funcionarios del gobierno se habr¡an beneficiado de estas alianzas por medio de la intimidacion y la accion armada de los grupos paramilitares contra la poblacion civil, algunos habr¡an presuntamente alcanzado cargos en alcald¡as, consejos, asambleas municipales y gobernaciones as¡ como en el Congreso de la República y otros organos estatales. A su vez algunos de los pol¡ticos desde sus cargos habr¡an desviado dineros para la financiacion y conformacion de grupos armados ilegales y habr¡an filtrado informacion para facilitar y beneficiar las acciones de estos grupos dentro de las que se incluyen masacres, asesinatos selectivos, desplazamiento forzado entre otras acciones criminales con el objetivo de extender su poder en el territorio nacional.

El esc ndalo fue llamado por los medios de comunicacion como el esc ndalo de la "parapol¡tica", que tiene hoy a varios pol¡ticos en la c rcel. Uno de los documentos m s controvertidos fue el llamado Pacto de Ralito, donde varios pol¡ticos firmaron un documento con los m ximos l¡deres de este grupo que ten¡a como objetivo refundar la patria.

Controversia

La influencia e infiltracion pol¡tica de los grupos paramilitares a nivel regional y en algunos organismos estatales como el DAS as¡ como en las fuerzas armadas han sido motivo de controversia. El gobierno de álvaro Uribe V‚lez se ha visto envuelto en la pol‚mica debido a que varios de las personas implicadas en esta infiltracion paramilitar han sido aliados pol¡ticos o funcionarios de su gobierno. Según lo narrado por Carlos Castaño en su libro "Mi confesion" y por otros testimonios, el maridaje entre grupos paramilitares y fuerzas del Estado y pol¡ticos viene de tiempo atr s.

Hacia finales del año 2006 y durante el 2007, despu‚s de la desmovilizacion, han surgido acusaciones y se han recaudado pruebas de la participacion o colaboracion directa o indirecta de congresistas y de algunos funcionarios estatales en actividades de las Autodefensas, lo que en varios casos ha dado lugar a procesos judiciales en su contra. Igualmente han causado controversia algunas de las declaraciones de los l¡deres paramilitares ante los fiscales del proceso en los que han involucrado a varios pol¡ticos cercanos al presidente álvaro Uribe V‚lez, incluidos su primo el congresista Mario Uribe Escobar y el vicepresidente de la nacion Francisco Santos Calderon. Algunos analistas consideran poco confiables las declaraciones de los ex l¡deres paramilitares y que su veracidad debe estar sujeta a su posterior verificacion dentro del proceso judicial.

Algunos cr¡ticos y sectores pol¡ticos de oposicion han cuestionado el proceso de desmovilizacion, debido a la persistencia de grupos paramilitares que se han reunido en diferentes bandas criminales como las llamadas "águilas Negras". Se presume que dicho grupo es liderado por Vicente Castaño, hermano del desaparecido Carlos y que opera, entre otros lugares, en la frontera Colombo-Venezolana, participando en el tr fico de drogas, de armamento, en secuestros y otras actividades delictivas.

Los 6 notables

Antes de morir, Carlos Castaño aseguro en su libro autobiogr fico que exist¡a el grupo de "Los seis", a los que se refirio como "hombres al nivel de la m s alta sociedad colombiana. ­La crema y nata! del pa¡s" que asesoraban secretamente a Castaño en la conduccion del grupo paramilitar. En julio de 2007, Diego Fernando Murillo alias Don Berna, en declaraciones ante la justicia antes de ser extraditado a Estados Unidos, dijo que uno de los 6 notables era Monseñor Isa¡as Duarte Cancino reconocido obispo de Apartado que fue asesinado en 2002, la iglesia y algunos sectores de opinion rechazaron dichas afirmaciones. En junio de 2008 el paramilitar conocido con el alias de "El Iguano" dijo que otro de los notables era Jos‚ Miguel Narv ez, ex subdirector del Departamento Administrativo de Seguridad (DAS), según el ex paramilitar, Narv ez fue una de las personas que m s influyo en el asesinato del humorista Jaime Garzon y en el secuestro de la senadora Piedad Cordoba.

Manifestaciones

El 6 de marzo de 2008 se realizo en varias ciudades de Colombia y el mundo una marcha en contra de los Cr¡menes de Estado y del paramilitarismo.

Seis personas que participaron en la organizacion y promocion local de dicha marcha fueron asesinadas, otras desaparecidas y otras varias amenazadas de muerte a trav‚s de correos electronicos y comunicados, por parte de grupos paramilitares surgidos tras la desmovilizacion de las AUC y que son conocidos como las águilas Negras.

Las águilas Negras es un t‚rmino utilizado para nombrar a una serie de organizaciones criminales colombianas creadas como una nueva forma de paramilitarismo, algunas de las cuales formaron parte de la desmovilizacion de las Autodefensas Unidas de Colombia (AUC). Las águilas Negras han sido consideradas como la tercera generacion de los grupos paramilitares.

Las águilas Negras est n asociadas con los carteles de la droga y envueltas en actividades il¡citas como el tr fico de drogas, la extorsion, el robo y los secuestros. Estos grupos tambi‚n atacan a miembros de la guerrilla y personas sospechosas de simpatizar con ellos. Una de las personas acusadas de liderar a las águilas Negras es uno de los que fueran l¡deres y fundadores de las AUC, el paramilitar Vicente Castaño, tambi‚n conocido con el alias de El Profe, quien se convirtio en fugitivo despu‚s de la desmovilizacion de los grupos paramilitares cuando fue acusado del asesinato de su propio hermano, el l¡der paramilitar Carlos Castaño. Según algunas versiones, Vicente supuestamente fue asesinado en Antioquia por ordenes de algunos de los desmovilizados jefes paramilitares de las AUC recluidos en la c rcel de m xima seguridad de Itag¡.

Las águilas Negras aparecieron primero en las ciudades de Cúcuta y Ocaña en el departamento de Norte de Santander, fronterizo con Venezuela. Alrededor de los meses de abril y mayo del 2006, junto a otros grupos que inicialmente se identificaban as¡ mismos como "águilas" de diferentes colores, incluidas las "águilas Rojas", "águilas Doradas" y "águilas Azules". Otros grupos criminales usando el nombre de las águilas Negras expandieron sus operaciones en otros departamentos de Colombia, principalmente en Santander, Cesar, Caquet  y Antioquia. El 18 de octubre de 2006 el Presidente álvaro Uribe V‚lez solicito la captura de los miembros de los grupos formados por desmovilizados de las Autodefensas Unidas de Colombia. El gobierno incluso ordeno la creacion de un nuevo Bloque de Búsqueda en contra de las águilas Negras y califico a esta nueva organizacion como una pandilla de antiguos paramilitares.

De acuerdo con la revista Semana, las nuevas organizaciones criminales cuentan con alrededor de 4.000 miembros distribuidos en 22 grupos identificados en 200 municipios y 22 de los 32 departmentos. El número podr¡a aumentar a 34, debido a su capacidad de ocultamiento..

* guilas Negras de Catatumbo: operando en Cúcuta, Chin cota, El Tarra, Tibú, El Zulia y Puerto Santander en Norte de Santander, con influencia sobre las ciudades de Ocaña y Aguachica esta ultima ubicada en el Departamento de Cesar. (Entre 15 y 360 miembros)
* Banda Santander: Con influencia en Riohacha y Maicao, Departamento de La Guajira (Aprox. 30 miembros).
* Los Rastrojos: Opera en el Departamento de Cauca. (Aprox. 300 miembros)
* Nueva Generacion: Tiene influencia en el Departamento de Nariño. (Aprox. 300 miembros)
* Bloque Metropolitano: Opera en Bogot  se conoce de su presencia en Ciudad Bol¡var y en el sector de los Altos de Cazuc  al sur de la ciudad, ha amenazado de muerte a varios grupos sindicales y defensores de los derechos humanos.



LAS TORTURAS QUE HACIAN NO SE JUSTIFICAN, CORTAR EN PEDAZOS A LA GENTE NO ES ALGO COMUN, ES SADISMO PURO Y UNA MASACRE!!!!

UNA COSA ES QUE LOS MATEN Y OTRA ES QUE LOS CORTEN CON SIERRAS
 

robertoga6

Juvenil
NO CABE DUDA QUE ERAN MANEJADOS POR LA CIA Y LA DEA....ES UNA TACTICA YA AMPLIAMENTE USADA EN VIETNAM, CAMBOYA, LAOS....BAH , TODO EL SUDESTE ASIATICO, Y ULTIMAMENTE EN KOSOVO.
 

VITO_ANDOLINI

Suplente
cita:Originalmente enviado por robertoga6

NO CABE DUDA QUE ERAN MANEJADOS POR LA CIA Y LA DEA....ES UNA TACTICA YA AMPLIAMENTE USADA EN VIETNAM, CAMBOYA, LAOS....BAH , TODO EL SUDESTE ASIATICO, Y ULTIMAMENTE EN KOSOVO.

HACE TIEMPO HABLE EN LOS PASILLOS DE LA UNIVERSIDAD CON UN COLOMBIANO, PROFESOR QUE VINO A HACER UNOS CURSOS O ALGO ASI.
ENTRE OTRAS COSAS QUE ESTUVE CHARLANDO CASUALMENTE CON EL TIPO, EL ME MENCIONO QUE LOS PARAMILITARES SON LA GARANTIA DEL CONTROL DEL NARCOTRAFICO PARA EL ESTADO COLOMBIANO Y YANKI.
ELLOS PACTAN CON LOS PARAMILIATRES PARA EL GRAN NEGOCIO, EN COLOMBIA ENTRE LAS GUERRILLAS Y LOS PARAMILITARES HAY MENOS IDEOLOGIAS POLITICAS QUE EN LA CABEZA DE KARINA JELINEK.
ES TODO POR FALOPA MILES DE MILLONES ANUALES, ES LA SOJA DE COLOMBIA POTENCIADA AL CUADRADO.
 
Arriba